CAMPAMENTOS DE VERANO: ¿Qué debemos saber antes de elegir uno?

La mayoría de los padres encuentran en los Campamentos de Verano  una salida para entretener a los peques durante las vacacione s de verano.
En primer lugar, el Campamento debe ser un sitio donde se lo pasen bien y hagan amigos nuevos, pero también hay otras cuestiones que debemos tener en cuenta a la hora de elegir.
Si todavía estáis en pleno proceso de búsqueda y elección de un campamento, colonia o escuela de verano (como queráis llamarle) os damos algunos consejos útiles:

Piensa en los gustos de tu hijo
Hoy en día los hay para todas las edades y para todos los gustos. El nivel de especialización ha llegado a lo más alto. Los hay urbanos, deportivos, de cocina, de teatro, de baile, de idiomas, de música o ecológicos, entre otras tantísimas ofertas.
Es fundamental que la temática que elijáis concuerde con las aficiones de tu hijo. A veces no queda lo cerca que nos gustaría o los horarios no son los más convenientes para nosotros, pero debemos escuchar sus preferencias. Invierte algo de tiempo en la búsqueda que seguro que encontráis algo ideal para tu peque.

¿A partir de qué edad?
Como decía antes, hay ofertas para todas las edades, pero en el caso de las más pequeños, eres tú quien sabe mejor que nadie si tu peque está preparado para asistir o no a un campamento de verano.
Hay niños de 3 años que son lo suficientemente maduros y desenvueltos, pero también es normal que otros a la misma edad sufran angustia de separación o se sientan inseguros. No todos los niños son iguales y dependerá mucho también del entorno y de lo que ofrece el taller.

¿Qué preguntar antes de inscribirlos?
Debes informarte del programa de actividades para asegurarte de que son adecuadas para la edad de tu hijo, así como de la manera en que se dividirán los grupos (por aficiones, por edades, etc.). Lo ideal es que se armen grupos de niños de la misma edad, o similar.
Como no, infórmate también acerca del personal que cuidará a tu hijo (deben ser monitores titulados), así como de la cobertura sanitaria necesaria en caso de accidente.

Conoce el lugar
También es importante visitar las instalaciones y supervisar que cuentan con los requisitos de seguridad básicos para niños. Que haya rejas en las piscinas, que se controle la entrada y salida de niños, que hay espacios de sombra, limpieza de baños, etc.
Si además el niño se queda a comer, pide conocer la cocina y el comedor e infórmate sobre el menú que ofrecen, o si cabe la posibilidad de llevar comida casa.
Si salen de excursión y el niño debe ser trasladado en autobús, infórmate de cuál es la empresa responsable del transporte, si los vehículos cuentan con cinturones de seguridad y si va un acompañante al cuidado de los pequeños.