¿Te gustaría adquirir consejos para aprovechar tu tiempo cuando estudies? ¿Tienes falta de concentración? Te dejamos a continuación una serie de consejos/tips para mejorar tu estudio.
 

1. Tu planificación de estudios

Planificar es muy importante.
Debes tener siempre en cuenta las fechas de exámenes y entregas, ya que será donde tendrás que dedicar más tiempo. Y, aparte de la planificación general como consejo para estudiar, es también aconsejable que cada semana te planifiques la siguiente, fijando pequeños objetivos cada día, de esta forma será más satisfactorio cumplir, por ejemplo, 5 objetivos sencillos a la semana que uno grande y complejo.    

2. Tu espacio de estudio

Evita las distracciones.
Es muy importante tener un espacio de estudio adecuado. Deberás contar con una mesa amplia, silla cómoda, habitación luminosa, estar aislado/a de ruidos y únicamente material indispensable (ordenador o tablet, folios, bolígrafos y temario).  
 

3. El tiempo de estudio

Debes gestionar tu tiempo de forma eficaz.
Una gran idea para gestionar tu tiempo de estudio es por minutos. Es decir, estudiar sin levantarte absolutamente para nada durante un tiempo de 30, 45 o 60 minutos y luego descansar durante 5 o 10 minutos. Así alternarás estudios y descansos de manera equilibrada, concentrándote mucho en los momentos de estudio.
 

4. El método de estudio

Memorizar y leer es una parte del estudio.
Existen otras técnicas como transcribir, subrayar, resumir, hacer esquemas o realizar mapas conceptuales que nos ayudarán también a memorizar y aprender todo lo que estudiado. También grabarte leyendo para escucharlo, decir en voz alta el temario o explicárselo a otra persona también  nos pueden ayudar. A su vez, hacer ejercicios prácticos o estudiar casos que sean reales hará que entendamos mejor las cosas. Recuerda que los colores también ayudan a memorizar.
 

5. Evita a toda costa las distracciones

Cuando estudies, olvida el móvil.
Si tienes que usar el ordenador, intenta no acceder a internet para así evitar redes sociales o acceder a Google para cualquier tontería. La música también puede distraernos, prueba con música tranquila o instrumental para que te pueda ayudar. Si tienes una botella de agua en el escritorio hará que no te levantes a la cocina y que te entretengas.