¿Tienes tatuajes? Tu rendimiento deportivo puede verse afectado